miércoles, 24 de enero de 2018

"Taller sensorial: arcilla"

Los martes son especiales en el aula de 4 años. Es el día de experimentar, probar, sentir, descubrir y explorar. El martes en nuestra clase es el día del TALLER SENSORIAL.

La “provocación“ de esta semana, está inspirada en el  enfoque pedagógico de Reggio Emilia, según el cual, el niño adquiere conocimientos a través del juego y por placer, movido por la curiosidad y la imaginación. El adulto, tiene que acompañar al niño, guiándolo, motivando y planteándole cuestiones que le hagan pensar. Al igual que preparar el ambiente para que el niño sea capaz de construir su propio aprendizaje. Debe adaptarse a sus necesidades y respetar su ritmo de aprendizaje.
Preparamos un buen trozo de arcilla para cada niño y unas ramas con hojas secas dispuestas en medio de las mesas. La consigna fue simplemente: “podéis jugar”.


         

    Primero comenzaron tímidamente. Toco con un dedo, aprieto aquí,  ¿qué pasa si empujo?... Es más duro que la plastilina, pero está más frío. 


         
             Y resbala... Anda, hay ramas por aquí… ¿y si las clavo? Poco a poco fueron más osados. Estrujo, modelo, hago churros, bolitas… Y de pronto aparecen en mitad de las mesas unos recipientes con agua. ¡Ahora sí!












         En este caso la producción carecía de importancia. El objetivo que nos habíamos planteado era la experimentación con elementos naturales sin intervención del adulto.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario